Rita_Hayworth_-_1940Margarita Carmen Cansino Hayworth nacía en Nueva York en octubre de 1918.  Su padre, Eduardo Cansino Reina, natural de Sevilla y bailarín de profesión, no tardó en darse cuenta del talento de Rita. Con apenas 13 años empezaba a despuntar como bailarina junto a su familia. No era casualidad. También su madre, Volga Hayworth, era una bailarina de vodevil.

Su talento para la danza, su belleza y su impresionante porte elegante le abrieron las puertas del Cine. La mítica Columbia Pictures la escogió para representar un papel destacado en la que sería la primera gran película de Rita, Sólo los ángeles tienen alas, de 1939 (DVD 5775).

La década de los 40 es clave en la filmografía de Rita Hayworth. En 1941 coprotagoniza la cinta Sangre y Arena (DVD 5512), dirigida por Robert Mamoulian y basada en la novela homónima de Vicente Blasco Ibáñez. Ese mismo año estrena La pelirroja (DVD 4931) bajo la dirección de Raoul Walsh. Apenas un año después, es Fred Astaire quien acompaña a Rita en Bailando nace el amor (DVD 1543).

Ya en 1946 estrena La diosa de la danza (DVD 2620). Pero, sin duda, será su papel como la inolvidable Gilda (DVD 3222) la que convertirá a Rita Hayworth en una grande entre las grandes.

Bajo la dirección de Charles Vidor y con la sombra de la censura en países como España (nunca un guante fue tan escandaloso), la Rita de Gilda–¿o la Gilda de Rita?– ha trascendido el tiempo y las fronteras alcanzando el rango al que tod@s aspiran y poc@s obtienen: ser uno de los iconos de la cultura cinematográfica.

El éxito no detuvo a Rita Hayworth y en 1947 estrenaba La dama de Shanghai (DVD 2440), a las órdenes del no menos mítico Orson Welles. En 1948, de nuevo bajo la dirección de Vidor protagonizaba Los amores de Carmen (DVD 1335), basada en la Carmen de Prosper Mérimée.

Poco a poco iría entrando en su última etapa cinematográfica con títulos como Llegaron a Cordura (DVD 9141), un western de 1959.

La inolvidable Rita Hayworth moría, presa del Alzheimer, un mayo de 1987, pero nos quedó su obra.

Compartir: